Proyecto eólico: la plataforma Plasencia Libre discrepa con Echávarri

Mark Duchamp

Los colectivos que forman la plataforma Plasencia Libre afirman que el proyecto eólico de Santa Bárbara no está aprobado del todo. El Gobierno de Extremadura  tiene el poder de dejar o no que se construya; es cuestión de voluntad política. Pretender lo contrario, como  hizo el jueves el titular de Energía, es una maniobra política para encubrir la política eólica “a cualquier precio” de la Junta.
El día 22 de marzo salieron en la prensa unos comentarios del consejero de Agricultura, Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Energía, José Antonio Echávarri, a efectos de que la decisión de autorizar el nefasto proyecto eólico de Santa Bárbara fue tomada por el anterior gobierno de Extremadura, y que nada se puede hacer legalmente para pararlo.

Tras estudiar el asunto con su asesor jurídico, la plataforma Plasencia Libre avisa que el proyecto todavía no tiene autorización administrativa, por lo tanto la Junta tiene en su poder no otorgarla. Sobran los motivos para negarse, dice su portavoz  Mark Duchamp: “resulta contrario a la Ley el que no fueran analizados conjuntamente los efectos medioambientales de los numerosos proyectos eólicos de Extremadura, además aíslando en el caso de Sta Bárbara el impacto de la línea eléctrica” (1).

El proyecto no figura en el Registro de preasignación del Ministerio de Industria, ni tiene declaración de utilidad pública. “Son otros parabienes que hacen falta para ejecutar el proyecto, y la Junta puede salvar la ciudad del peligro con tal de no aprobarlos”, añade Duchamp.

La Plataforma recuerda, además, que el proyecto se encuentra demasiado cerca de las habitaciones de muchos placentinos y chinatos, abriendo la posibilidad de querellas por afecciones graves a la salud de los ciudadanos. Un gran pleito de tipo “class action” se está preparando ahora mismo contra parques eólicos ubicados a menos de dos kilómetros de donde vive o trabaja la gente. Los gobiernos no se han fijado en los efectos de los sonidos de baja frecuencia y los infrasonidos emitidos por los aerogeneradores, y existen ahora varios estudios científicos “peer reviewed” (comprobados por otros científicos) que forman una sólida base para acciones legales (2).

Por fin, advierte Plasencia Libre, no se ha tenido en cuenta el efecto de los proyectos eólicos de Plasencia sobre la avifauna del Parque Nacional de Monfragüe. Los buitres se alejan hasta 50 kilómetros de sus colonias, dice la Sociedad Española de Ornitología (SEO/Birdlife) (3), y se sabe que los parques eólicos y sus líneas de alta tensión matan hasta 2.000 buitres al año en España (4).

“En Santa Bárbara morirán también águilas imperiales", apunta Duchamp, "jóvenes ejemplares viajando entre Monfragüe y Gredos. Esto tampoco se ha tenido en cuenta en el estudio de impacto ambiental.” 

"Sobran los motivos legales para no dar el visto bueno a Santa Bárbara," concluye Mark.

Comentarios
Añadir nuevo
Nombre:
Email:
 
Título:
Código UBB:
[b] [i] [u] [url] [quote] [code] [img] 
 
 
:angry::0:confused::cheer:B):evil::silly::dry::lol::kiss::D:pinch:
:(:shock::X:side::):P:unsure::woohoo::huh::whistle:;):s
:!::?::idea::arrow:
 
Por favor introduce el código anti-spam que puedes leer en la imagen.

3.26 Copyright (C) 2008 Compojoom.com / Copyright (C) 2007 Alain Georgette / Copyright (C) 2006 Frantisek Hliva. All rights reserved."

 

El Bueno

EL FEO

EL MALO

UNO QUE PASABA POR AQUI