Sánchez descubre la democracia orgánica

Rafael Cid

En su afán de acabar con Unidas Podemos y su declinante prestigio, Pedro Sánchez se ha instalado en un bucle. Acaba de abrazar la democracia orgánica como arma letal para el sorpasso a los morados. Entre lo mucho que avanzó respecto a la dictadura, la Transición dejó atrás la “democracia orgánica” en que basaba su usurpación el franquismo.

Familia, municipio y sindicato (en singular y vertical), órganos de representación de aquel régimen caudillista (sus ejercientes eran llamados “procuradores”), cedieron puesto y cargo a los partidos políticos y el consiguiente ejercicio de derechos y libertades. Luego la Constitución de 78 los consagró en su artículo 6º como agentes fundamentales que “expresan el pluralismo político, concurren a la formación y la manifestación de la voluntad popular y son el instrumento fundamental para la participación política”. Hola, democracia parlamentaria, bienvenida.

Pues bien, hete aquí que el presidente del Gobierno en funciones se lía la manta a la cabeza y decide iniciar su particular rueda de consultas para rebañar una segunda investidura, no con los partidos políticos sino con miembros escogidos de la sociedad civil, asimilados como lobbystas cortesanos (vulgo estamentos).

Remedando al Luis XIV del “Estado soy yo”, en una versión profana de los “viernes sociales”, Sánchez ha emplazado en La Moncloa a grupos feministas (“no, bonita, no, los socialistas nos lo hemos currado”), sindicatos (dos en persona y uno en esencia), colectivos de la ciencia, asociaciones de la cultura y demás abajofirmantes que suelen activarse en favor de la izquierda institucional en época electoral. Se desconoce si en el casting para el besamanos presidencial figuraban los activistas en defensa de los emigrantes que han denunciado el criminal boicot de Fomento a los barcos de salvamento marítimo de las ONG Open Arms y Aita Mari; los ecologistas opuestos al superpelotazo de la Operación Chamartín, o los grupos antimilitaristas que han colocado a España en el ranking de la indecencia al vulnerar la legislación internacional por vender masivamente armas en zonas de guerra y a Estados que sistemáticamente vulneran los derechos humanos, como Arabia Saudita. Y puestos a presumir de sociedad civil, ¿por qué no una representación de estrellas de baloncesto, que tanto ascendente político tiene en el sanchismo?

Todo para segar la hierba bajo los pies de Pablo Iglesias en ese avispero que es ahora UP, y conseguir que acepte gratis et amore un gobierno del PSOE monocolor (como por otra parte ya dictó por unanimidad la Comisión Permanente de Ferraz).A ese chantaje lo llama solución “a la portuguesa”. Pero se trata de otro trampantojo del “renacido”. Spain is different, porque lo que vende Sánchez no es un gobierno de izquierda tal cual como en del país vecino, ya que aparte de Unidas Podemos el PSOE necesitaría el concurso de partidos conservadores e incluso confesionales, como el PNV, para salir airoso. Pero lo más importante, su homólogo luso Antonio Costa no llegó al Gobierno gracias a un partido situado a su izquierda, como si ocurre aquí con Unidas Podemos, factótum del triunfo de la moción de censura que encumbró a Sánchez. Aparte de que el acuerdo programático que ahora oferta el presidente en funciones, como alternativa a su “no, es no” a una coalición con Iglesias, ya se intentó con el pacto presupuestario que el líder socialista incumplió en su noventa por ciento.

La decisión de Pedro Sánchez de satelizar a colectivos sociales otorgándoles status de representantes preferentes de la sociedad civil, es un suma y sigue al veto contra Iglesias con descalificación democrática incluida y del infame “ustedes no tienen experiencia de gestión de gobiernos”, esgrimido durante su última intervención. Otra bola monumental. Precisamente Unidas Podemos ha gobernado con el PSOE en la Comunidad de Castilla La Mancha la pasada legislatura, y acaba de entrar en los ejecutivos de Valencia, Aragón y Navarra. Como decir que de haber cedido a las pretensiones de UP sería tanto como tener dos gobiernos en uno, cada uno por su lado. Un insulto a la inteligencia. Que se lo digan a los 19 gobiernos de coalición que actualmente existen en la Unión Europea de los veintiocho, ¿tampoco son de recibo para la taxonomía sanchista? La mentira tiene las patas cortas pero se convierte en zancadas olímpicas si, como ocurre con el PSOE, cuenta con el botafumeiro de los principales medios de comunicación (encuesta va, editorial viene) y restantes agentes de superior influencia. Aunque sea para forzar un tongo, a Sánchez también le piace la democracia iliberal.

Nada es verdad o mentira, todo es reversible. El frente del “si” que está configurando Sánchez con su apaño de “democracia orgánica” para tumbar a Iglesias, es el mismo pero al revés del que hace dos semanas se conjuró en la orilla contraria. Cuando desde los sondeos del CIS, pasando por CCOO y UGT, y terminando con los profesionales que suscribían el manifiesto “Por un gobierno de progreso ya”, pedían a gritos un Ejecutivo a dos entre PSOE y Unidas Podemos. Claro que, arrieros somos, ellos también podrían argumentar en su descargo que el primero en faltar a la acordado fue el propio Iglesias al autoexcluirse después que la militancia se decantara con rotundidad por un gobierno de coalición sin vetos. En política, mientras la gente lo tolere, lo de “yo no soy siempre de mi misma opinión” seguirá siendo de comunión diaria.


Comentarios
Añadir nuevo
Alf   |2019-08-07 12:13:13
este tipej es un agólatr al servicio del poder al que Iglesias oscurecería en
un gobierno
Urbano   |2019-08-07 13:24:08
lo que ha descubierto Sánchez es comovivir como un rey siendo analfabbeto
funcional
Urbano   |2019-08-07 13:24:09
lo que ha descubierto Sánchez es comovivir como un rey siendo analfabbeto
funcional
Nombre:
Email:
 
Título:
Código UBB:
[b] [i] [u] [url] [quote] [code] [img] 
 
 
:angry::0:confused::cheer:B):evil::silly::dry::lol::kiss::D:pinch:
:(:shock::X:side::):P:unsure::woohoo::huh::whistle:;):s
:!::?::idea::arrow:
 

3.26 Copyright (C) 2008 Compojoom.com / Copyright (C) 2007 Alain Georgette / Copyright (C) 2006 Frantisek Hliva. All rights reserved."

 

El Bueno

EL FEO

EL MALO

UNO QUE PASABA POR AQUI